TITULARES

PN. atrapa varios hombres con 406 teléfonos celulares robados en la Capital... Esto es lo que dicen autoridades Embajada EE UU sobre el suicidio de una agente en su sede... Escritor sanjuanero Haití: "Porque no quiero, ni puedo, ni debo olvidar"... Video: hombre viola mujer embarazada frente a esposo e hija... Moradores dejaran de cocinar con leña, tras funcionamiento de estación de gas (GLP)... Joven de Bohechío con casi 3 décadas en el PLD suplica un empleo... Hombre asesina su pareja de varias puñaladas... Arrestan en EEUU a dominicano acusado de descuartizar a su esposa... Nuevo sub-director UASD-San Juan se juramentará hoy... Sujeto que habría violado 2 niñas es enviado a La Victoria... Catedrático de Bohechío es el nuevo director de Química de la UASD... Hieren a Blas Peralta con un golpe en la cara... Luz García , calienta las redes fotos con poca ropa... Difunden "noticias falsas" en redes sociales UASD-San Juan... Periodista y conductor de “Hoy Mismo” pide la renuncia presidente CDP...

Los "Mataderos" del bajo mundo en RD

lrededor de 60 agentes del programa de Control de Bebidas Alcohólicas (COBA) y de la Policía Nacional emprendieron un operativo junto a periodistas, que también iban uniformados, a modo de camuflaje. 


En un reportaje, publicado en el Listín diario, generó diversas reacciones de la población, ya que muchos denunciaron que algunos establecimientos también fungían como puntos de drogas, algo que parecía ser ignorado por las autoridades. 

Otras de las constantes quejas emitidas por los ciudadanos fueron las reaperturas de negocios que anteriormente habían sido clausurados por el COBA. 

“Ellos siempre hacen un aparataje de que cierran esos negocios, y luego, cuando todo se enfría, tú ves esos mismos negocios con bocinas más grandes para que uno no duerma, y lo ves como si nada hubiera pasado”, era uno de los tantos comentarios que se escuchaban de la gente, a raíz del reportaje. 

Un "matadero": 
Durante el trabajo investigativo, frente a la Avenida España, un negocio en particular dio la impresión de que no sería igual que los demás centros visitados de aquella noche. 

Su fachada era horrible, los dibujos pegados en los ventanales eran fotos grandes de mujeres semidesnudas en poses vulgares. Enfrente de la calle, había tres trabajadoras sexuales y una mujer vestida de manera descuidada que estaba de portera en el local. 


 Al ingresar al centro, las pocas personas que estaban, todas mujeres jóvenes, se espantaron y salieron. Una de ellas entró a una habitación y escondió “algo”. Los policías y agentes del COBA registraron. Había cuatro habitaciones, cada una con colchones viejos y rotos. 

En el piso había condones usados y a la vista de todos. Las paredes sucias y húmedas producto de alguna tubería rota. Pero lo peor era el mal olor, una mezcla de droga, semen, sudor y cloaca. 

 Al parecer, esos aposentos eran el campo de trabajo de aquellas trabajadoras sexuales que pescan a clientes en los alrededores y los llevan allí para consumar de manera completa el acto. Y si eso fuera poco, dos bolsitas de polvo blanco presumiblemente cocaína se encontraban escondidas en una de las alcobas. 

Al parecer, aquello era lo que había ocultado una de las jóvenes. Pero para rematar, el administrador de ese “matadero” portaba un cuchillo “sevillana”, lo que valió el cierre de aquel antro, el cual continúa sin abrir sus puertas.
(Leer más en el aquí)

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More