Los policías acostados en el Sur, preservan vidas a motoristas

La competencia de motocicletas en cada pueblo del Sur, desde San Cristóbal hasta Pedernales, San Juan, Bahoruco, Independencia y Barahona, dejando decenas de jóvenes muertos, ha provocado la colocación de “policías acostados” o muros, para evitar el exceso de velocidad. 


Cada municipio, para evitar altas velocidades en las carreteras, sobre todo, motocicletas, colocan estos reductores, sin darse cuenta que le hacen más largo el camino a quienes visitan estas ciudades, en especial, las que tienen fuertes potenciales turísticos que cada semana son visitadas por cientos de nacionales y extranjeros. 
Los reductores son colocados por el miedo y las preocupaciones por el aumento de los accidentes de motocicletas en estas comunidades del Sur. Poblados como Pedernales, La Colonia, Juancho, Independencia, Duvergé, Neyba, Cabral, Cachón, Barahona y otras poblaciones del Sur, la colocación de reductores de velocidad se han convertido en una molestia para chóferes de vehículos de cuatro ruedas. 

Conductores consultadas, expresan que la mayoría de los “policías acostados o reductores de velocidad”, es producto del miedo y las preocupaciones que están generando los conductores de motocicletas con las altas velocidades y haciendo piruetas desde los vehículos de dos ruedas, provocando accidentes, que en la mayoría de los casos deja luto y heridas imborrables. 

Los entrevistados entienden que los ayuntamientos y la Autoridad Metropolitana del Transporte (Amet) deben implementar medidores de velocidad y proceder a multar o someter a la justicia a los que provoquen accidentes o muertes en cualquiera de las comunidades donde impera la preocupación. Leer más aquí. 20/07/2017.

0 comentarios:

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More